Volkswagen Bettle 2.0 TSI 220 R-Line ¡Hasta siempre amigo!

Volkswagen Bettle 2.0 TSI 220 R-Line ¡Hasta siempre amigo!

marzo 14, 2019 0 Por Sergio Franco
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (10 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Tras más de 22 millones de unidades vendidas y tres generaciones, el Beetle nos vuelve a decir un ¡Hasta luego!

A mediados de 1930, un señor austriaco bajito, con un prominente flequillo, bigote cuadrado y aires de grandeza, llamó a un compatriota suyo, un tal “Ferdinand Porsche”, para llevar a cabo un proyecto con el que los habitantes, “el pueblo”, de la Alemania Nazi pudiera estar motorizada.

Este señor llamado Adolf Hitler, financió el proyecto de Porsche y le mandó hacer un prototipo de coche asequible, duradero y utilizable por todos los alemanes.

Proto VW – Tipo 32

En 1936 Porsche ya tenía listo el primer prototipo. Era un coche algo tosco, que contaba con un motor de 4 cilindros y refrigeración por aire que rendía 23,5 CV. El motivo de no tener radiador era el de poder arrancar en los fríos y gélidos inviernos Alemanes y evitar que se congelara.

Un año más tarde, el señor Ferninand ya tenía listo la versión beta de su prototipo. Una versión casi definitiva del modelo que se presentaría tan sólo un año después.

En 1938 el serie 38 o rebautizado como “Coche del Pueblo”, que es lo que significa “Volkswagen”, pasó a cadena de producción y en poco tiempo se habían encargado casi medio millón de unidades, pero por razones obvias que todos sabemos, el inicio de la segunda guerra mundial, la producción y el proyecto se congeló.

VW Beetle Proto1936

El serie 38 pasó a llamarse KDF-WAGEN, se vendió de un color y, como curiosidad, solo se podía comprar a plazos, Nuevamente, en septiembre del 39 la Alemania Nazi invade Polonia y la producción se vuelve a parar para, en este caso, producir modelos destinados al ejército.

Kdf Wagen 1943 – Type 60 Beetle

Tras la guerra, Volkswagen no tenía ni un duro, como se decía vulgarmente aquí en España, pero aun así, se decidió retomar el proyecto hasta que casi 10 años más tarde, el nuevo administrador de la marca Heinrich Nordhoff decidió apostar por el proyecto dando un soplo de aire fresco al Beetle dotándolo de una mejor estética y una mayor seguridad.

VW Beetle Primera Generación

1953 – Primer cambio radical

1953 fue el año del renacer del Beetle. El escarabajo dejó atrás la ventana trasera dividida (Pretzel) y recibió una única y ovalada que ofrecía mayor visibilidad. Fue el año del despegue mundial del modelo, y de la marca, claro está. Se expandió mundialmente y se abrieron nuevas factorías en el mundo.

1953 Desaparece doble ventanilla trasera

VW Beetle Segunda generación

Desde 1953, surgieron numerosas ediciones especiales y modelos del Beetle, pero pasaban los años y el modelo permanecía inalterado.

20 años más tarde, el Beetle destronaba al Ford T como modelo más vendido de la historia, casi nada, para, 5 años más tarde, cerrar su producción en Alemania.

Por otro lado, las fábricas de México y Brasil seguían produciendo escarabajos a cholón y el modelo, tras 50 años en el mercado, seguía siendo prácticamente el mismo, hasta que finalmente el 30 de julio del 2003 salió de la fábrica de México el último Beetle original de la historia: la unidad número 21.529.464.

Ultima unidad de Beetle producida 2003

1998 llega el New Beetle

En el año 98 se presentó en que iba a ser el sucesor del mítico escarabajo, una reinterpretación moderna diríamos nosotros. El New Beetle, a diferencia del Beetle original tenía tracción y motor delantero, y siempre refrigerado a agua y no por aire como el original.

Volkswagen fabricó este New Beetle usando la plataforma del Golf de cuarta generación y pretendía crear un modelo “cuqui” con el que rivalizar, por ejemplo, con los Mini: vehículos con estética molona y, sobre todo, muy diferentes estéticamente al resto de coches.

Este New Beetle, gozaba de la tecnología, motores y avances en seguridad, del Golf y equipaba desde mecánicas TDI, atmosféricos, hasta el conocido 1.8T en su versión de 150 CV.

De hecho, en el año 2000, a VW se le ocurrió la idea de hacer un verdadero pepino con el New Beetle creando la versión especial RSI, que contaba con un motor de 3.2 litros, 6 cilindros y 225CV, que era capaz de lanzar a este escarabajo por encima de los 220 Km/h y bajar de 7 seg en el 0-100 Km/h.

Contaba con una caja de cambios es manual de seis velocidades, tracción total 4Motion con embrague Haldex, muelles y amortiguadores especiales y un kit estético que lo hacían inconfundible. De hecho estos se venden a precio de azafrán, así que si eres uno de los afortunados que tienes uno, guárdalo como oro en paño (como decía mi madre).

New Beetle RSI

A mediados de 2005 sufrió un rediseño. Se cambiaron los paragolpes, pilotos y algunas líneas interiores para alargar su vida hasta el 2011.

2011 – El Beetle Renace

En 2011 Volkswagen lanzó una nueva reinterpretación del Beetle, esta vez dejaba de lado el “New”, para volver al nombre original “Beetle”.

Igualmente desarrollado sobre la plataforma del Golf, esta nueva generación, que es la que hemos probado, sí que se asemeja muchísimo más que la anterior al diseño original, con claros guiños al escarabajo de toda la vida.

Beetle 2.0 TSI 220

Este nuevo Beetle mide 4,27 metros de largo lo que lo sitúan en el apartado de los compactos, aunque goza de menor espacio y menor maletero que casi todos los compactos del mercado… Con sólo 310 litros de maletero se queda muy cortito, y eso que supera en casi 100l a la capacidad del new Beetle.

De esta última generación, han salido ediciones especiales que eran casi calcos del original, versiones “suv style” como la versión Dune, por ejemplo, pero con una imagen moderna a la par de retro.

Respecto a la gama de motores que ha montado podemos decir que ha sido bastante variada: TDI de 105 CV, 110, 140 y 150 CV. Y gasolina: TSI de 105 CV, 150 CV, 160 CV, 2.0 TSI de 200 CV, 210 CV y  el pata negra 2.0 TSI de 220 CV que es el que hemos probado.

Motor 2.0 TSI 220CV, cambio DSG y acabado R-Line

Ya que nos despedíamos del escarabajo, qué mejor que hacerlo a lo grande y probar el “gordo”.

Mecánicamente viene equipado con el archiconocido motor 2.0 TSI que rinde 220CV y que va asociado a una caja de cambios DSG de 6V. Del motor no vamos a decir nada nuevo, así que nos vamos a centrar en decir cómo se comporta el Beetle con este bloque, bueno, mejor no deciros nada ya que ahora más abajo, en el vídeo os lo cuento.

Estéticamente lleva el acabado R-Line, que le otorga a este Beetle un aspecto musculoso, deportivo, incluso podríamos decir que hasta un poco sobre dimensionado, pero lo cierto es que le sienta “que ni pintao”.

Beetle 2.0 TSI 220 Rline

Cuenta con unos desorbitados pasos de rueda, taloneras, paragolpes específicos, un alerón de exclusivo, doble salida de escape con difusor trasero y unas llantas de 20″ en color antracita que visten de gala a este Beetle, eso, sin contar con los detalles en negro brillante de algunos elementos que generan contraste con el precioso naranja habanero de esta unidad. Visualmente es un coche que llama mucho la atención y es que el este Beetle, ha conseguido mezclar la parte más clásica, con una estética cañera que, salvando las distancias, nos recuerda un poco al RSI.

Vídeo Prueba Beetle 2.0 TSI 220 R-Line

Como venimos haciendo desde hace ya tiempo, en lugar de vomitaros un parrafazo de traca para describiros sensaciones y tratar de acercaros el modelo un poco más, os dejamos la vídeo prueba donde os enseñamos el modelo tanto exterior, como interiormente, os contamos qué tal se comporta con el 2.0 TSI, impresiones de conducción y, cómo no, haremos un pequeño repaso a la historia del Beetle ( destinado para aaquellos que hayan considerado que la primera parte del artículo es morralla).

Opinión CAR and GAS VW Beetle 2.0 TSI 220 R-Line

Como ya hemos visto, el Beetle es un coche con mucha personalidad, con carácter propio, un coche atemporal que, a pesar de ser una reinterpretación del modelo original de finales de los años 30, sigue fiel al inicial, aunque puesto al día, claro está.

Volkswagen Beetle Interior

Hemos dicho que tiene menos espacio interior, menor capacidad de maletero, es menos práctico y más caro que su primo hermano el Golf. Entonces ¿por qué comprar un Beetle y no un Golf? Pues porque el Beetle es un coche icónico que has de comprar con el corazón y no con la cabeza, cuyo diseño te puede enamorar o causar rechazo, pero en ningún caso deja a nadie indiferente. Además con este acabado R-line y este motor 2.0 TSI, aparte de tener una estética, a nuestro juicio, espectacular, el Beetle es divertido, cañero, pero siempre manteniendo ese estilo propio característico del modelo.

La lástima es que ya no puedas hacerte con uno nuevo y tengas que ir al mercado de ocasión si quieres una unidad como la que estamos probando. No obstante, se sigue comercializando en versión Cabrio, pero sin este acabado y motorización…

Desde CAR and GAS sólo pedimos a Volkswagen una cosa: Que este sea simplemente un ¡Hasta luego! y no un ¡Hasta siempre Beetle!

A destacar

  • Estética, diseño fiel al original.
  • Mecánica 2.0 TSI 220.
  • Comportamiento muy divertido.

A mejorar

  • Equipamiento algo obsoleto.
  • Plazas traseras y maletero reducidos.
  • Precio.

Galería imágenes VW Beetle 2.0 TSI 220 DSG R-Line

 

Sergio Franco

Sobre Sergio Franco

Sergio Franco ha escrito 190 post .

CoFundador de CAR and GAS y apasionado del motor y el olor a gasolina.