Prueba Audi Q5 40 TDI Quattro Stronic

Prueba Audi Q5 40 TDI Quattro Stronic

abril 8, 2020 0 Por Jorge Méndez

Audi Q5 40 TDI Quattro. Equilibrio casi perfecto cuando buscas un SUV que tenga todo lo que pides

Equilibrado, versátil y con un número de extras para personalizar este SUV medio premium de lo más extenso.

Puedes “crear” este Q5 a tu imagen y semejanza.  Audi permite elegir elementos opcionales como el cockpit digital, el navegador Plus, el volante deportivo en forma de “D”, sistema de audio Bang&Olufsen, el techo panorámico, los retrovisores en carbono, asientos trasero con desplazamiento longitudinal, cortinillas en las ventanillas traseras o la suspensión neumática adaptativa, que es sin duda una de las opciones más interesante por poco más de 2.300 euros donde permitirá elegir entre los modos Confort, Auto, Dynamic, Allroad, Off-road extremo, Efficiency e Individual.

Audi Q5 40 Tdi Quattro

Impresión nada más entrar en el Audi Q5 40 TDi

Según abres la puerta ves que todo va a estar de nota. Es taaaaan equilibrado que nada llama la atención, pero a la vez todo rebosa perfección. Es una sensación rara, pero es que subirse ya a un Audi es como si todo fuera bueno por definición. Desde sus asientos S-line que sujetan de maravilla sin defraudar a la comodidad, el tacto de todo lo que tocas y lo que más nos llama la atención es que no se mueve ni un solo componente. Agarres por donde agarres y sometas a la fuerza que sometas a cualquier soporte está perfectamente anclado, sujetado, engranado, no tiene ni un pero. Bueno sí, la pantalla del navegador que es algo que quizá tenga pendiente en este modelo y es que seguimos sin soportar ese marco de fotos que “desentona” en un interior tan homogéneo y de calidades premium

Audi Q5 40 Tdi Quattro

Comportamiento en carretera

El “problema” que tiene este coche es que está tan bien hecho que no hay nada que destaque en especial, porque todo baila al mismo son.

Cuando aceleras, el Audi Q5 40TDI no brilla por una sensación de aceleración descomunal, pero si te vas fijando en cómo sube la manilla de la velocidad te das cuenta de que el motor está haciendo su trabajo y además con una limpieza, baja sonoridad y rapidez en su cambio S-tronic de 7 velocidades que lo único que te pasa por la cabeza es; ” Bien!! he comprado el coche adecuado”. Tiene y hace todo lo que esperaba de él.

Tiene una velocidad máxima de 218km/h y acelera de 0-100 en 7.9 segundos, que es un cifra que pinta maja, puesto que es un coche de casi 2 toneladas (1.845 Kg exactamente) ,tracción 4 y que monta un motor 2.0 TDi de 190 caballos.

Audi Q5 40 Tdi Quattro

En carretera, este Audi Q5 40 TDI, es como un tren sobre raíles (aunque no como su hermano el S6 que me ha vuelto loco y veréis dentro de poco). Básicamente lo que transmite al conductor es fiabilidad. Es muy contundente y bastante ágil para ser un SUV, quizá y después del Alfa Stelvio y el BMW X3 sería el que ocupase esa tercera posición.

Audi Q5 40 TDi Quattro

En ningún momento echas en falta exceso de deportividad o falta de confort. La suspensión adaptativa hace un trabajo formidable y te permite tener en el mismo SUV 4 coches diferentes y perfectamente notables. Cada versión te hace sentir que has cambiado de modo de conducción transmitiendo así justo tu elección.

Audi Q5 40 TDi Quattro

¿Y qué tal va de espacio el Q5?

Bajo mi punto de vista, el mejor. ¿Por qué digo bajo mi punto de vista? pues porque sin tener en niveles globales las mejores medidas, es quien mejor aprovechadas las tiene.

Quizá sea su punto fuerte, porque aunque no goce del mayor maletero de su especie, 550 litros y 1.550 litros con asientos abatidos, tiene la posibilidad de mover longitudinalmente los asientos traseros y eso permite espacio extra a los pasajeros de atrás y si sobre todo tienes niños con sillita te posibilita a que no toquen con los pies en los asientos delanteros. Además tiene la posibilidad de tener también climatizador individual en los asientos de atrás por lo que permite manejar la temperatura de los más pequeños desde la parte delantera.

Audi Q5 40 TDi Quattro

Opinión CAR and GAS

Este momento siempre es complicado, sobre todo cuando tienes que compararlo con otros bichos de su especie.

En mi caso personal y habiendo sido propietario de un Stelvio tuve un gran dilema a la hora de cambiar. Una vez vendido el Stelvio me di cuenta que por acabados, fiabilidad y mecánica el Audi Q5 40 TDI debería haber sido mi alternativa, pero solo hubo una pega que me “tiró” para atrás. Hay muchos Q5 en el mercado y quería ser algo más “exclusivo” aun sabiendo que el Stelvio era un coche que, aun compitiendo en mismo rango, era moderadamente inferior en casi todo, excepto en tipo de conducción. El Stelvio era una joyita deportiva disfrazada de SUV.

Audi Q5 40 TDi Quattro

Es la única pega que podemos encontrar. La falta de exclusividad puesto que hay miles circulando por la calle y eso que no es excepcionalmente barato y más con el equipamiento que lleva nuestra unidad que se pone por encima de los 60.000 euretes. También he de decir que el que haya tantos significa algo y es que este Q5 es una verdadera joya equilibrada alemana. Sin ninguna duda si diera marcha atrás en el proceso de compra, no tendría cabida el Stelvio y hubiera decidido un Q5 por encima de cualquiera de su competencia X3, Stelvio, XC60… Eso sí, tendrás que aprender a convivir con muchas unidades como la tuya por las carreteras.

A Destacar

  • Elección fiable y segura
  • Asientos traseros deslizables longitudinalmente
  • Comportamiento dinámico
  • Calidad interior
  • Baja sonoridad del motor en marcha

A Mejorar

  • Precio vs extras
  • Poca exclusividad
  • Exterior necesitado de restyle
  • Ubicación y colocación de la pantalla multimedia
  • Consumo ligeramente por encima de lo esperado
Jorge Méndez

Sobre Jorge Méndez

Jorge Méndez ha escrito 167 post .

CEO y fundador de @carandgas