Audi TTS Roadster TFSI 306 CV Quattro S Tronic – Efectividad al aire libre

Audi TTS Roadster TFSI 306 CV Quattro S Tronic – Efectividad al aire libre

abril 19, 2020 1 Por Sergio Franco

Audi TTS Roadster: Más deportivo, más efectivo y con la melena al viento

El Audi TT, que no “Audi Tete” (en Valencià)  – empezamos pronto con las tonterías carandgaseras –  se trata de un deportivo que nació hace más de 20 años y que va por su tercera generación. 22 años más tarde y tras una actualización recibida en 2018,  ha llegado a nuestras manos una unidad del Audi TTS Roadster 2020, un DEPORTIVO con mayúsculas que sigue conservando el ADN “TT”, pero que dista mucho tecnológica y dinámicamente de aquel TT mk1 al que tuvieron que realizar un facelift para solucionar problemas de estabilidad a ciertas velocidades.

Audi TTS Roadster TFSI 306 Quattro

Resulta que desde la aparición de su hermano mayor, el Audi R8, allá por el 2006,  al Audi TT se le ha ninguneado y tachado como el “R8 de los pobres” – palabras de “hinjeniero” de barra de bar – aunque ya me gustaría a mí ser lo suficientemente pobre como para poder permitirme comprar la unidad que hemos probado de Audi TTS, cuyo importe asciende a más de 94.000€ con todos los extras y packs que incluía.

Llegó el día de probar el Audi TTS Roadster

Tenemos que confesar que cuando fuimos a recoger al Audi TTS Roadster e íbamos pulsando el mando para saber dónde nos lo habían dejado aparcado y lo vimos escondido tras una columna, se nos hizo Pepsicola. Dimos un par de vueltas para contemplar la llamativa estética mientras comenzábamos a esbozar una sonrisilla previendo que nos lo íbamos a pasar bien con el blanquito.  Abrimos las puertas, grandes y bastante pesadas y tanto mi socio Jorge, como yo dijimos un “Arrea” al contemplar ese magnífico interior limpísimo, sin pantallas que distraigan, sin florituras, con los cuatro botones justos que necesitas y con cuero, alcántara y fibra de carbono por doquier (esto es porque nuestra unidad equipaba el Pack Competition del que os hablaremos más abajo) ¡Esto pintaba bien!

Asientos de cuero integral con costuras en gris

Echamos un vistazo a un lado y a otro buscando los mandos del clima como dos “tolais” sin darnos cuenta que estaban integrados en los aireadores centrales. En los laterales, teníamos el control de la calefacción de cuello, un extra que puedes añadir al TTS Cabrio.

Doy un ligero toque al botón de arranque y ahí estaba todo para mí, el Audi Virtual Cockpit de 12,3″ que equipa de serie el Audi TT desde el último restyling me muestra una animación de inicio donde aparece el logo TTS que, con el coche aún parado, te empieza a calentar. Pulso nuevamente el botón y, de repente, escuchamos el ronroneo de los dos escapes dobles que lleva el TTS. Nuevamente otra sonrisa se vuelve a dibujar en ambas caras.  Tratamos de bajar el subidón inicial respirando profundamente mientras nos familiarizamos un poco con los mandos, ya que todo se controla desde esta pantalla. Una vez listos, seleccionamos el modo de conducción Dynamic dispuestos a salir a la calle. Al instante, el sonido se torna más ronco y dando gas suavemente comenzamos a oír petardeos de escape: ¡Lo que nos faltaba…!

Los mandos del climatizador están integrados en los aireadores

Plegamos la capota, que se pliega en diez segundos escasos, y nos dirigimos a la calle. Nada más salir a superficie, con tan solo un par de restregones al acelerador ya nos damos cuenta de lo rápido que es este Audi TTS. El coche muestra un aplomo bestial y una dirección que tacharía como una de las mejores que he probado. Muy directa, sensible y de tacto bastante duro, cosa que nos enamoró ya que se aleja de las direcciones tan flotantes y asistidas que predominan en los últimos tiempos.

Bueno, antes de seguir calentándonos mientras escribimos, vamos a dosificar energías un poco y os vamos hablando de las características del Audi TTS Cabrio poco a poco para terminar con el vídeo de la prueba donde os contamos con detalle todo sobre el modelo.

¿En qué se diferencia a simple vista?

Para diferenciarse del resto de versiones de la gama Audi TT, más allá del logo TTS en la parrilla y en la trasera, el TTS destaca por vestirse con los paragolpes como los del kit sline que puede equiparse a las versiones convencionales junto con una serie de detalles y elementos en plata, como, por ejemplo, el divisor frontal, entradas de aire verticales, faldones laterales, retrovisores, arcos de seguridad o difusor trasero, así como en la parrilla «Singleframe».

El logotipo TTS en la parrilla singleframe nos advierte de que no estamos ante un Audi TT convencional

Si optamos por el Pack Black Line o el Pack Competition – como el que equipaba nuestra unidad de pruebas – todos los elementos anteriormente mencionados serán de color negro brillo y otorgarán una mayor seriedad a la par de una imagen más deportiva y agresiva desde nuestro punto de vista.

En la trasera, los elementos más destacables del Audi TTS son un difusor específico junto a dos dobles salidas de escape  de las de verdad, no las fake que tanto de moda están.

El Audi TTS dispone de un difusor específico junto a dos dobles salidas de escape

Si echamos una ojeada a los frenos, también nos daremos cuenta que son de mayor tamaño que el resto de gama, a excepción del TTRS, y con el logo S en las pinzas delanteras. Además, pueden ser pintadas en color rojo por 420€ más.

Si pasamos al interior, nos encontramos con diversos guiños al modelo repartidos por los asientos, volante, palanca de cambio y en el display, que nos dicen que estamos ante la versión S del Audi TT, que, en nuestro caso, al equipar el Pack Competition, muchos de ellos están revestidos alcántara y le dan un aspecto mucho más racing y un tacto sublime ¡”canelita”!

El aspecto y tacto del volante del Audi TTS con alcantara que equipa con el Pack Competition es sublime

Pack Competition

Si eres un verdadero quemado y la estética del Audi TTS Roadster te sabe a poco, Audi pone a tu disposición el Pack Competition por el módico precio de 8.320€, aunque puede incrementar aún más si elegimos algunas opciones disponibles. El pack incluye:

  • Colores metalizados Blanco Glaciar, Rojo Tango o Negro Mitos
  • Inserciones en la parrilla, parachoques, talonera y difusor en negro brillante
  • Cuero napa en negro o rojo expresso con costura de contraste, pespunte romboidal y logo S en el respaldo
  • Faros LED, puesto que  de serie equipa Xenon y como opcional, podemos añadir Faros Audi Matrix Led.

Añadiendo unos 1200€ al Pack Competition,  podemos incluir equipo de Faros Matrix Led que ofrecen: Iluminación selectiva por cámara, sensores y GPS, luz de curva dinámica, intermitentes dinámicos delanteros y traseros y luz para cruces por GPS.

Alerón Pack Competition – Audi TTS Roadster

  • Cristales traseros oscurecidos
  • Alerón trasero fijo en negro brillante – ¡Ojo! Se suprime el alerón retráctil
  • Paquete de estilo negro – Por defecto en el Audi TTS los detalles son el gris.
  • Carcasa de los retrovisores exteriores en negro
  • Cubierta de las barras del TT Roadster en negro (Arcos de seguridad).

Pinzas y discos Audi TTS – De serie con el logo S. 420€ si queremos añadirlas y no queremos el Pack Competition

  • Llantas de aleación ligera Audi Sport de 20’’ en diseño de 10 radios en Y en negro brillante (9J x 20) – Nuestra unidad equipa las llantas opcionales de 20″ y 5 radios sin coste adicional.
  • Pinzas de freno pintadas en rojo (420€ si no deseamos el Pack Competition y queremos añadirlas)
  • Aro del volante en combinación Cuero/Alcántara con marca 12h y costura de constraste rojo
  • Pomo de la palanca de cambios en Alcantara negro

Inserciones en carbono Audi TTS Roadster Pack Competition

  • Elementos interiores en color rojo tango lacado brillante o gris pizarra lacado cromo. En TTS Roadster en lacado rojo tango o gris pizarra lacado
  • Inserciones en Carbono Audi Exclusive
  • Alfombrillas Pure con ribete en rojo expresso

Puestos en faena y tras ver cómo le sienta el Pack Competition al Audi TTS Roadster, yo no me lo pensaba y lo añadía. La eliminación de los detalles en gris por detalles en negro brillante, el alerón fijo y los detalles en carbono y elementos en alcántara le vienen como anillo al dedo.

Mecánica Audi TTS

La mecánica que equipa este TTS Roadster se trata del archiconocido bloque TFSI de 2 litros y 4 cilindros, que, en este caso, rinde una potencia de 306 CV entre 5.400-6.400 rpm y entrega un par máximo de 400Nm (20 Nm más que el 310 CV) en un amplio rango de revoluciones desde las 2.000 rpm hasta más allá de las 5.000 rpm.  Antes de nada, alguno estaréis pensando dónde se han quedado esos 4 CV que faltan respecto al modelo del año pasado, pues bien, se debe a que el TTS de este año incluye un filtro antipartículas para cumplir con las normativa anticontaminación.

El TTS Coupe es capaz de parar el crono en 4,5 seg al llegar a 100Km/h desde parado. En el caso del Roadster el cronometro para a los 4,8 seg, solamente 0,3 décimas de segundo más.

Obviamente la velocidad máxima de este “pequeño R8” está limitada electrónicamente a 250 km/h, aunque sin limitador, estamos seguros que la barrera está bastante por encima de la velocidad marcada por el pacto de caballeros,  ya que sube de vueltas con una velocidad que asusta.

Es un motor que sube de vueltas con una facilidad tremenda. Empuja mucho desde la zona baja del cuenta vueltas y estira hasta el corte casi sin darte cuenta (aunque el cambio S Tronic nunca dejará que eso ocurra porque subirá automáticamente una marcha). Al estar muy lleno en un rango de revoluciones bastante grande, no es necesario ir a cuchillo y con la aguja en zona roja para que el TTS corra como un demonio. Hay que destacar el “trallazo” que arrea al pasar de las 2500 rpm. Agárrate bien al volante porque lo vas a necesitar.

Sistema Quattro y cambio S Tronic de serie

El Audi TTS Roadster que hemos probado corre, acelera y recupera mucho y muy rápido y gran culpa de ello se debe al sistema de tracción total Quattro que utiliza este deportivo para transmitir toda esta caballería al suelo,  junto con una caja de cambios automática S Tronic de doble embrague y 7 velocidades, la cual nos ha sorprendido por lo rápida y precisa que actúa. La gestión que el hace el Drive Select es fabulosa y en este modelo sí que se notan mucho los diferentes modos de conducción.

El sistema de tracción Quattro y la caja de cambios S Tronic de doble embrague y 7 velocidades son de serie en el Audi TTS / TTS Roadster.

Palanca de cambio con alcantara

Si te estas preguntando por el consumo del TTS Roadster tampoco te vas a tener que echar las manos a la cabeza. En circunstancias normales el consumo rondará los 9 litros, cosa que nos parece bastante contenida teniendo en cuenta el concepto de coche ante el que estamos. Lo bueno de los motores TFSI es que si le zurras de lo lindo, tampoco subirá una locura.

En marcha

Aunque justo unas líneas más abajo tenéis la vídeo prueba que hemos hecho donde os enseñamos el modelo y os contamos cómo va con todo detalle, os vamos a dar unas pinceladas de cómo se comporta el Audi TTS Roadster.

Como hemos dicho en la presentación, tiene un aplomo asombroso y puede presumir de tener una de las mejores direcciones que hemos podido probar. El tacto es magnífico, es bastante dura, algo inusual hoy en día, súper directa y extremadamente informativa, aunque llevando unas llantas de 20″ y un perfil de 30 es fácil sentir al volante cualquier mínima imperfección de la carretera.

Alerón Pack Competition – Audi TTS Roadster

La suspensión tiene un tarado bastante duro (en cualquiera de los modos de conducción). Comparativamente la sentimos infinitamente más dura que en el Audi RS3 que probamos, aunque para nada es rebotona.

Es tremendamente efectivo. El TTs permite abrir gas en plena curva gracias a su puesta a punto y a su tracción Quattro, claro está. Es bastante ágil y es capaz de merendarse los cambios de dirección sin despeinarse, aunque el que te despeinarás serás sera tú si vas con la capota plegada.

En el apartado de frenos el TTs va sobrado y eso que no equipa pinzas con millones de pistones y es que no siempre tener mayor número de pistones garantiza mayor potencia de frenado. Los frenos tienen buena mordida y van muy en línea con el conjunto, eso sí, no te vengas muy arriba porque terminarás fatigándolos, como suele pasar en la gran mayoría de coches de calle.

Vídeo Prueba Audi TTS Roadster

Como siempre, si sois más de ver que de leer, antes de pasar al apartado de “Opinión CAR and GAS” donde siempre hacemos una valoración general, os dejamos la video prueba que hicimos que hemos hecho al Audi TTS Roadster donde os contamos con todo detalle todo sobre este modelo y podréis disfrutar viéndolo en movimiento.

Opinión CAR and GAS

Estamos ante un deportivo con un diseño muy atractivo, que combina uno de los mejores, más finos y minimalistas interiores del mercado junto con una puesta a punto increíble.

El TTS destaca por ser muy rápido. Da sensación de ir sobre raíles y que los límites los marca la adherencia del neumático. La tracción Quattro ayuda a ir pegado al suelo y te permite dar gas muy pronto sin miedo a ir a por uvas. De hecho, una de las virtudes es que es muy fácil de llevar a un ritmo ligero, aunque dependiendo de cómo lo veamos, puede convertirse en un inconveniente, ya que va tan bien y tan por el sitio, que a veces se echa de menos un poco más de diversión y sensaciones.

El interior del Audi TTS es minimalista. Uno de los mejores del mercado a nuestro criterio

El Audi TTS es un deportivo con un diseño muy atractivo, que combina uno de los mejores, más finos y minimalistas interiores del mercado junto con una puesta a punto increíble.

Quizás, con una zaga un poco más alegre estaríamos ante un deportivo redondo, y es que tiene todo lo que se podría pedir a un deportivo: Diseño espectacular, un interior de infarto, un comportamiento intachable y encima es descapotable.

Respecto al precio, bueno, es elevado, pero sus rivales están alineados. Los Z4 y Supra son algo más baratos, pero sin embargo un 718 Boxster es más caro.

A nosotros nos ha parecido un coche espectacular. Si buscas un deportivo descapotable con el que no tengas miedo de dar gas a tope y no poder hacerte con él o simplemente buscas efectividad aun sacrificando algo la parte divertida, este es tu coche.

A Destacar

  • Comportamiento: Parece que va sobre raíles
  • Calidad de componentes y diseño interior, uno de los mejores del mercado.
  • Puesta a punto, efectividad y facilidad de conducción.
  • El conocidísimo 2.0 TFSI en su versión de 306 CV y la tracción Quattro hacen un conjunto muy efectivo.

A Mejorar

  • Para configurar un modelo “molón” hay que invertir mucho dinero en extras.
  • El precio final con extras flirtea los 95.000€
  • Quizás le falta algo de “picante”. Es tan efectivo que a veces vendría bien tener no tener todo tan controlado.

Galería Imágenes Audi TTS Roadster

Sergio Franco

Sobre Sergio Franco

Sergio Franco ha escrito 199 post .

CoFundador de CAR and GAS y apasionado del motor y el olor a gasolina.